Cura el dolor de pies, cadera y rodillas en minutos con estos 5 ejercicio

2594

Los pies son extremadamente fundamentales para todo nuestro cuerpo. Son esenciales para el control del equilibrio corporal, la postura, y para calmar el dolor de ciertas zonas. Con el paso del tiempo, se deterioran, y es probable que te resulte incómodo e incluso doloroso caminar.

Nuestro equilibrio se ve afectado por la excesiva presión que ponemos en los pies, por lo que el dolor en uno de ellos conlleva a un desequilibrado caminar, y estar de pie.

Por otro lado, el ejercicio regular aumenta el flujo sanguíneo y fortalece los músculos. El equilibrio adecuado soportará la postura corporal y una alineación adecuada de los músculos y los huesos del cuerpo.

Todos sabemos que los huesos están conectados unos con otros y que el dolor que aparece en un zona del cuerpo, probablemente provoque problemas en otra. Pues con nuestros pies ocurre lo mismo; cuando tenemos dolor en ellos generalmente esa molestia termina en las piernas.

Te sorprenderán los efectos de los 5 ejercicios que te explicaremos a continuación. A través de los pies, conseguirás aliviar el dolor de espalda, caderarodillas, tobillos y cadera. Además, estos ejercicios también apoyarán tu postura corporal y equilibrio.

1. Subir los talones

Coloca tus pies en un escalón pero sacando tus talones de él, sube y baja y repite al menos 10 veces este ejercicio, de 3 a 5 veces a la semana. Los músculos de los gemelos y ligamentos cercanos al talón son increíblemente importantes para la salud de tus pies.

2. Estirar el arco

Elimina el dolor del arco y mejora el movimiento de tus pies con este sencillo ejercicio en el que solamente necesitas sentarte en una silla y poner uno de los pies en tu rodilla. A continuación, coge los dedos de tus pies y tira suavemente de ellos hacia atrás; con esto estirarás el tendón y el tejido muscular que conecta el talón con los dedos. Se recomienda realizar este ejercicio por 10 segundos repitiendo 10 veces con cada pie.

3. Estiramiento de dedos

Los músculos de los dedos de tus pies también necesitan cariño pues tienen una importante función. Como por ejemplo, el papel del dedo “gordo”, que mejora el equilibrio y aumenta la flexibilidad del pie.

El ejercicio es colocar una goma elástica fuerte en torno a tus dedos y tratar de separarlos, mantenerlos así por cinco segundos y repetir 10 veces el ejercicio con cada pie.

- Advertisement -

4. Ejercicio con pelota de tenis

Este ejercicio consiste en colocar una pelota bajo tu pie y presionar un poco. Repetir durante y después cambiar de pie. Estarás ayudando a la activación de tu circulación.

5. Mover cosas con los pies

Este ejercicio puedes hacerlo de pie o sentado. Coloca una pequeña toalla en el suelo frente a ti e intenta coger la toalla con los dedos de tus pies y enseguida tirar la toalla hacia ti. Puedes intentar tomar otra cosa con tus pies y se recomienda hacerlo de 4 a 5 veces con cada pie.

¿Te ha gustado este artículo? ¡COMPÁRTELO! 👉 

- Advertisement -

Quizás te interese: